Etapa 20B: Baziège - Toulouse (por Canal du Midi) | Recorrido

Distancia: 
24,9 km
Duración: 
6 horas 15 mins
Dificultad: 
1
Paisaje/Naturaleza: 
3
Inicia sesión o regístrate para descargar el Track.

0,0

24,9 km

En línea con la alameda dejamos la localidad junto al parque de Les Halles y el cementerio, atravesando una zona residencial al borde del Hers, río que cruzamos por un puente de piedra y ladrillo. Por la D24 circulamos bajo el acceso de la autopista, y luego sobre la propia A61 hasta alcanzar el Canal du Midi. Por su vía de servicio, más apta para las bicis y con los plátanos numerados, completamos un par de kilómetros hasta la esclusa de Montgiscard-Halage.

3,7 Montgiscard-Halage. Aquí es donde hay que decidir si continuamos el GR (ver etapa 20A), o a la vera del canal. En esta etapa seguimos en la misma dirección junto al canal.

Seguir el Canal du Midi a partir de Montgiscard-Halage (Pont des Romains), que nos dejará en pleno centro de Toulouse (Port Saint-Sauveur), no ofrece ningún problema. La pista de bicicletas asfaltada, compartida con los peatones, va avanzando escoltada por una regular hilera de plátanos y otros árboles, como ya pudimos comprobar en el pequeño tramo de Naurouze. Se van sucediendo las esclusas, puentes originales de ladrillo como los de Donneville o Deyme, y las pequeñas embarcaciones que continuamente lo surcan, sobre todo en la temporada de primavera y verano.

El espacio urbano irrumpe en el Port Sud (Ramonville-Saint-Agne), con numerosas embarcaciones de recreo atracadas junto a las casas, en edificios altos de moderna construcción. A continuación, sin embargo, vuelve la placidez un instante, junto al puente de Ramonville, hasta la zona empresarial del Port Sud.

A la altura del barrio universitario, entrando ya en Toulouse, se debe seguir el puente-canal des Herbettes para superar la Rocade o cinturón exterior (A620), anillo de autopista que rodea la ciudad.

16,8 Autopista A620. Desde este punto los edificios comenzarán a asomarse al canal, así hasta concluir nuestra ruta en el Port Saint-Sauveur. Aquí se toma el camino señalizado hasta la catedral de Saint-Étienne, que luego prosigue ante los Agustinos para dirigirse al Pont Neuf. Otra opción es prolongar los pasos por el canal hasta la estación de ferrocarril de Matabiau, y desde allí dirigirse junto al cuartel de los bomberos, por la Rue de Tivoli hasta la gran plaza circular de la Grand Rond, y aquí tomar la alameda François Verdier desviándose a la izquierda a la evocadora Place Saint-Jacques, con la Rue Saint-Jacques hasta la Place Saintes-Scarbes y la Rue Fermat hasta la catedral de Saint-Étienne.

Desde este edificio gótico la ruta está balizada por las calles Croix-Baragnon, des Arts, y ya en línea recta por la amplia Rue de Metz, por la que se atraviesa la Place Esquirol (metro), directamente hasta el Pont Neuf.

Sin embargo, como ningún peregrino que se precie puede dejar de mano la basílica de Saint-Sernin, otra alternativa es la que prolonga el recorrido por el canal hasta la Gare Matabiau (ff.cc.), y aquí o bien se toma el GR-46 procedente de Conques, por la alameda Jean Jaurès hasta el Capitole o, aunque sin señalizar, la Rue de Bayard hasta el final, cruzando el Boulevard de Strasbourg para, por la Rue de Rémusat, alcanzar la Place du Capitole, corazón del casco antiguo. Desde ella, la antigua Rue du Taur nos deja en la basílica de Saint-Sernin, y luego se puede seguir al Garonne para cruzarlo por el puente Saint-Pierre, girando al sur hasta el Hôtel-Dieu Saint-Jacques, o regresar al Capitole para desde allí, por las calles Gambetta y Peyrolières, llegar también al Pont Neuf.

Cada uno hará en Toulouse su propio Camino.

4,4 Toulouse, Place Capitole.

24,9