El proyecto de intervención en el entorno de la Cruz de Ferro solivianta al mundo jacobeo

Uno de los lugares de mayor carga simbólica del Camino de Santiago Francés, y punto más alto del recorrido, está de nuevo en el ojo del huracán; después de que en febrero del año pasado la Comisión Territorial de Patrimonio de Castilla y León denegara el proyecto del Ayuntamiento de Santa Colomba de Somoza —«adecuación del entorno para dignificar la Cruz de Ferro y potenciar su significado de espiritualidad», decían—, el pasado 13 de enero presentaron una reforma del mismo proyecto que incluye: un parquing, una zona de descanso, una zona para autocaravanas, varios miradores, una avenida peatonal —con escaleras y rampa— de 84 metros flanqueda de cipreses, y una pequeña desviación de la carretera LE-142. Se trata del mismo alcalde que pavimentó con hormigón la calle Real de Foncebadón.

cruz-ferro-lnc.jpg

Comparativa del estado actual y del boulevar de cipreses que incluye el proyecto (imagen digitalizada de La Nueva Crónica - León)
Comparativa del estado actual y del boulevar de cipreses que incluye el proyecto (imagen digitalizada de La Nueva Crónica - León)

Desde diferentes ámbitos del mundo jacobeo se ha calificado este nuevo proyecto como una «intervención arbitraria», un «atentado contra el Patrimonio» y un «parque temático». Coinciden en que la Cruz de Ferro, en su simplicidad, no necesita de elementos artificiales para potenciar su espiritualidad.

Una importante campaña de captación de firmas en contra del proyecto está en marcha: Change-org: Decimos NO al plan de remodelación de la Cruz de Ferro en el Camino de Santiago

Comentarios
Jaor
Imagen de Jaor
Ante el atentado flagrante que se pretende ejecutar contra uno de los símbolos del Camino de Santiago en la Cruz de Ferro, los peregrinos no podemos permanecer callados, hay que movilizarse. El camino es de firme de tierra con la vegetación que le corresponda sin alterar su fisonomía que la desvincule de su aspecto que desde siempre ha tenido el lugar. Si se modifica su aspecto no va a conseguir dotarle de su significado que representa sino más bien propiciar el turismo de ocasión, que solo quedaría en la novedad del hecho, remodelar con asfalto y cemento su entorno privilegiado representaría una alteración grave de la que no saldría nadie beneficiado. Conviene que entiendan los posibles trasgresores de esta tropelía amparados en su poder que agreden gravemente el patrimonio de la Humanidad del Camino de Santiago para tratar de sacar unos réditos comerciales y para también conseguir erigirse en protagonistas de este atentado, con lo que someten al peregrino y a sus visitantes a una profanación irrespetuosa del camino que comprueban que se altera y daña por su insensatez y ambición descontrolada, como ya ocurrió en Foncebadón. El Camino y sus símbolos cuanto menos se altere mejor para el peregrino y sus visitantes pues así conseguirá conservar su esencia, como en el transcurso de los años lo ha sido. Lo sencillo, es lo fácil y bonito, el camino solo camino. Lo complicado lo desvirtúa y agrede consiguiendo un aspecto atroz y dañino. Recapaciten y dejen en paz al camino.
Pedro Martinez2
Imagen de Pedro Martinez2
Me parece un poco fuerte que para poder firmar el estar en contra del proyecto pidan 6 € por cada firma
Indi177
Imagen de Indi177
No es necesario colaborar económicamente. Omitan ese paso. Yo he firmado sin aportar nada y sin ningún problema. Un saludo