Etapa 23: Montamarta - Granja de Moreruela | Al Loro

Algunos peregrinos que quieren seguir el camino por Sanabria toman, mal informados, la N-631 desde su origen (4 km después de Montamarta) a Tábara. Es un tramo de 22 km por el arcén de la nacional que, a pesar de ahorrar algunos kilómetros, está terminantemente prohibida por la Dirección General de Tráfico por el peligro que supone para los peregrinos.

Hoy la jornada es algo más variada e interesante que las anteriores, a través de un terreno levemente ondulado, pero sin desniveles significativos.

En algunos tramos, la nacional N-630 ahorra distancia respecto el camino; aconsejamos seguir el camino oficial, aunque sea algo más largo, pues es menos monótono y más seguro.

El camino oficial pasa a 600 metros del pueblo; hay un albergue municipal inaugurado en 2019, y también un bar-restaurante que se encuentra 700 metros antes del pueblo, a pie de la nacional, a la altura de una gasolinera (acceso girando a la derecha a la altura de la pista al despoblado de Castrotorafe).

Hay un bar en el que sirven sencillas comidas, y una cafetería en el agradable Club de Jubilados.

Hay dos alojamientos: el albergue municipal, muy básico, y Casa Camino, punto de encuentro y acogida al peregrino por parte de una peregrina y hospitalera entusiasta del Camino.

Justo detrás de la iglesia encontramos, bien señalizada, la bifurcación más importante de la Vía de la Plata: hacia Astorga, para enlazar con el Camino Francés; o hacia Sanabria y Ourense, para seguir la Vía de la Plata en su variante sanabresa.

A 3,4 kilómetros de la localidad, y fuera del camino, se encuentran las importantes ruinas del monasterio de Santa María de Moreruela; fue el primer monasterio cisterciense de España, construido en el siglo XII.