Etapa 4M: Muxía - Fisterra | Recorrido

Distancia: 
27,8 km
Duración: 
7 horas
Dificultad: 
3
Paisaje/Naturaleza: 
3
Inicia sesión o regístrate para descargar el Track.

0,0

3,3 km

Salimos de Muxía en paralelo al océano, por el litoral oeste de la población (la vertiente opuesta al paseo por donde entramos) pasando por la plaza do Coído y tomando la carretera DP-5201 en dirección al sur (Nota: de hecho, la ruta oficial arrancaría en el santuario de la Virxe da Barca, a 1,1 km de allí, lugar que sin duda ya conocimos durante nuestro paseo cultural por la localidad).

Avanzamos por la acera de la carretera, siempre en paralelo a la costa; al cabo de 1 km superamos el campo de fútbol y seguimos hacia la playa de Lourido. Tras 1,2 km llegamos al cruce en curva con una carretera que viene del interior, donde debemos prestar atención: superamos dos stops consecutivos (hay mojones en ambos), seguimos 50 metros a la derecha hasta un tercer mojón, un tanto oculto por el talud, y una vez allí giramos 90 grados a la izquierda por una pista asfaltada en fuerte subida. La seguimos hasta la aldea de Xurarantes, sin servicios.

3,3

4,7 km

Continuamos por pista de tierra, con tramos muy bellos, en ascenso hacia el monte Facho de Lourido. Tras una cuesta fuerte, donde han colocado bloques de granito a modo de bancos, superamos el alto situado a 280 metros de altitud, rodeado de aerogeneradores; seguimos de frente y vamos llaneando hasta llegar a una carreterita local, que tomamos a la derecha; al cabo de 350 metros giramos a la izquierda y seguimos por asfalto hasta Morquintián.

8,0

1,8 km

Cruzamos la aldea, pasamos junto a un cruceiro y seguimos de frente; la pista de asfalto, que avanza a través del bosque, nos acerca a la aldea de Guisamonde.

9,8

2,4 km

Cruzamos de frente una carreterita local y al cabo de 50 metros tomamos un camino de tierra a la izquierda, en ascenso. Continuamos por éste, con tramos de bosque, cruzamos una nueva pista asfaltada y seguimos de frente hasta descender a las primeras casas de Frixe.

12,2

2,1 km

Pasamos ante un original porche vidriado (donde hay una máquina de bebidas, unas butacas y un aseo para uso de los peregrinos) y giramos a la derecha; seguimos por asfalto en un bonito tramo entre prados y campos de maíz; al cabo de 900 metros tomamos a la derecha un camino por el bosque que conduce al caserío de Vaosilveiro, donde cruzamos el río Castro gracias a un puente construido en 2010 (los peregrinos con solera recordarán que hasta entonces se tenía que cruzar el río por un vado muy resbaladizo, donde el agua llegaba a nivel de la entrepierna). Tras apenas 300 metros entramos en Lires, pequeña localidad situada justo en el ecuador de la etapa y que dispone de diferentes bares y alojamientos.

14,3

1,7 km

Pasamos ante la iglesia de Santo Estevo y abandonamos la localidad por una preciosa vega entre prados. Hay un cartel que indica la posibilidad de seguir hacia Fisterra por la costa, pero dicha ruta alternativa alarga bastante el recorrido. Nosotros seguimos el camino oficial, por un bonito tramo que nos conduce hacia A Canosa.

16,0

4,8 km

Tras superar la localidad volvemos a pisar caminos de tierra, con tramos preciosos por corredoiras entre bosques de pinos. De vuelta al asfalto, junto a las casas de Padrís el camino da un pequeño rodeo en dirección a la playa do Rostro, si bien las señales nos desvían antes de llegar a la misma (os recomendamos bajar hasta sus arenales, pues se trata de una maravilla todavía virgen, para seguir un tramo por la playa y retomar más adelante nuestra ruta en Castrexe o Buxán). Los mojones del camino oficial nos conducen hacia Castrexe; al cabo de 1,3 km pasamos un gran aserradero y llegamos a Buxán.

20,8

4,0 km

La ruta continúa por monte hasta San Salvador de Duio (bar) y 500 metros más adelante cruzamos el lugar de Hermedesuxo. Tras una recta de 600 metros, al llegar a las primeras casas de Escaselas, giramos a la derecha.

24,8

3,0 km

Continuamos en alto, en paralelo a la costa y con el litoral a la vista, hacia la iglesia de San Martiño de Duio; su nombre hace referencia a la antigua ciudad romana de Dugium, que según la leyenda –recogida en una de las historias del relato jacobeo– fue arrasada por el mar. Al cabo de 500 metros, ya entre casitas, giramos a la izquierda por la Rúa de San Martiño y bajamos hasta la carretera AC-445; estamos en barrio de San Roque, a la entrada de Fisterra. Seguimos hacia la derecha por la carretera.

Pasamos ante la cruz de Baixar, cruceiro situado sobre un penedo y con un bonito mirador. Ahora ya sólo falta seguir la acera de la carretera, que entra en el casco urbano. Seguimos de frente por la avenida de A Coruña, pasamos ante el edificio del concello (Ayuntamiento) y poco después superamos la plaza de Santa Catalina, donde tenemos el albergue público, la parada de autobuses y muy cerca el puerto; siguiendo la Rúa Real llegamos a la plaza de la Constitución, donde se halla la Oficina de información turística.

27,8