A pie de Igualada a Santo Domingo de Silos en Septiembre-Octubre de 2016

Nombre: 
Éamann Ó Ruairc
Cómo: 
A pie
Cuándo: 
Septiembre/Octubre de 2016
Recorrido: 
De Igualada a Santo Domingo de Silos
Experiencia: 

Después de haber aprovechado de las informaciones en este foro en 2016, mi conciencia me pincha para dar alguna retroalimentación sobre mi propia experiencia en beneficio de los que contemplan este camino en 2017.

A finales de septiembre / principios de octubre de 2016 caminé desde Igualada, cerca de Montserrat, hasta Santo Domingo de Silos, en la provincia de Burgos, primero por el Camino catalán por Lleida hasta Zaragoza, luego brevemente en la Ruta del Ebro hasta Gallur y finalmente por el Camino Aragonés-castellano hasta Santo Domingo de Silos. Fue uno de los “caminos” más agradables que he pisado.

Originalmente había planeado hacer un desvío por el Cañón del Río Lobo en Soria - parece que el paisaje es magnífico - pero el día mismo llovía y la visibilidad era mala y decidí quedarme en el Camino.

El Cielo me bendijo con un tiempo hermoso - seco y caliente todos los días hasta casi la fin de mi caminata, cuando pensaba pasar por el Cañón del Río Lobo. Me sorprendió que en la meseta de Monegros las temperaturas alcanzasen más de 30 ° por la tarde a principios de octubre.

Para cualquiera que esté pensando en seguir este camino, insisto en que es muy solitario. Sólo encontré, brevemente, a otros cuatro peregrinos y a unos ciclistas ocasionales.

El camino no es técnicamente difícil, pero algunas etapas son de hasta 40 km. en longitud.

El alojamiento no es un problema si te puedes permitir una habitación en un hostal / hotel. Albergues son pocos y distantes entre ellos. 

En algunos lugares es importante telefonear con 24 horas de antelación para asegurarse de tener una habitación. Una noche terminé en una aldea (Abejar) donde el único hotel, que era bastante grande, sólo tenía una habitación libre porque las otras estaban ocupadas a mediano plazo por hombres que trabajaban en un proyecto industrial cercano. Además, la provincia de Soria atrae a muchos turistas en el otoño y en Navaleno sólo logré una cama porque un nuevo hostal acababa de abrir unos días antes.

La señalización en Cataluña es impecable pero no tan buena en Aragón o Soria. Recomiendo encarecidamente seguir una pista GPS. Utilizo la excelente y gratuita aplicación de Viewranger en mi teléfono y descargo mis pistas GPS de Wikiloc, para las cuales hago una donación.

Desde el punto de vista monumental, artístico y histórico, este camino es muy rico. El peregrino pasa por la gran ciudad de Zaragoza, las capitales provinciales de Lleida y Soria, pequeñas ciudades medievales como Ágreda, Tarazona y Cervera, sin olvidar los famosos monasterios de Montserrat y Santo Domingo de Silos. Habría, en un mundo ideal, que prever un día de descanso para visitar a cada una de estas joyas.

El peregrino también descubrirá paisajes muy diferentes los unos de los otros:  las montañas extraños de Montserrat, los huertos que se estiran durante muchos kilómetros antes de llegar a Lleida, el valle llano irrigado del Ebro, el semi-desierto de los Monegros y los amplios horizontes de las granjas de cereales y los bosques de Soria.

Para quien abre el ojo, el huello musulmán esta muy presente en los nombres de lugares, en la arquitectura religiosa y civil y en los sistemas de irrigación.

La provincia de Soria es muy rica en iglesias románicas. En la etapa Pozalmuro a Soria el camino pasa delante de media docena de iglesias románicas así que de unas atalayas cuadradas construida entre el siglo X y el siglo XII por los Beréberes y de un pequeño puente romano. Muchos siglos han pasado y siguen allí…

Caminar solo día tras día, descubriendo la belleza de la natura, pasando al lado de testigos monumentales des pasado y sufriendo las pruebas habituales de cansancio, de hambre y sed, de angustia ante el desconocido, incita al peregrino a meditar sobre si mismo, sobre sus valores (y los del mundo en que vive) y sobre el sentido de su vida.

Los Monegros me dejaron un recuerdo imborrable. Durante tres días he caminado a través de esta meseta (800 m) semi-árido y casi deshabitado bajo un sol de justicia. Mucho del tiempo se ve de cerca o de lejos la Nacional II donde pasa una procesión casi ininterrumpida de camiones. Cada día he comido y dormido en hostales donde al menos el 90% de los otros clientes eran conductores de camión. No más bajar de la meseta tenia ya nostalgia de su soledad, de sus horizontes distantes y de sus paisajes desérticos. 

Aquellos que han estudiado literatura española se deleitarán en recorrer lugares asociados con El Cid, Don Quijote y los poetas Antonio Machado y Becquer.

Por fin, hay que subrayar la gran disponibilidad y la generosidad de los que se ocupan de estos caminos y de los albergues.

Y muchas gracias a los que mantienen Gronze.com y nos facilitan así nuestras andanzas!

¿Quieres compartir tu experiencia?

¿Has hecho el Camino o algún tramo de él? Comparte tu experiencia para ayudar a los futuros peregrinos.

Rellena y envíanos el siguiente formulario y en unos días lo publicaremos. Muchas gracias